6 de enero de 2014

Los signos de interrogación y exclamación. II



¿Sabías que...?

En "Los signos de interrogación y exclamación.I" hablamos de su colocación, hoy hablaremos de su ortografía. ¿Empezamos?

ORTOGRAFÍA

El punto de estos signos funciona como tal y, por tanto, para que la palabra siguiente empiece con minúscula, habremos de posponer una coma al signo de cierre:

¿Tienes hambre?, me preguntó el aya.

En el caso contrario entendemos que la oración se cierra con un punto. Nunca se pone punto tras el signo de cierre.

Debe evitarse introducir un signo dentro de una frase que ya comprenda otro, de manera que se abra con uno y se cierre con dos, aunque si aparece es correcto:

¡Pero Gregoria, ¿tú que te has creído?!

No se pueden comprender entre estos signos oraciones separadas por puntos: ¿Qué haces. Vienes o no? ¡¡ERROR!!

Varias preguntas o varias exclamaciones pueden aparecer seguidas. En este caso, si las oraciones se consideran independientes, cada interrogación o exclamación empezará con mayúscula, pero si se consideran como partes de un único enunciado deben aparecer separadas por coma o por punto y coma y, por consiguiente, comenzarán con minúscula.

¿Quién era? ¿Dónde estaba situado? ¿Parecía sospechoso?
No paraba de hacerme preguntas: ¿Cómo te llamas?, ¿en qué trabajas?, ¿cuántos años tienes?

Cuando la exclamación está compuesta por elementos breves que se duplican o triplican, los signos de exclamación encierran todos los elementos:

¡Ja, ja, ja!

Pueden darse excepcionalmente frases interrogativo-exclamativas que se abren con el de exclamación y se cierran con el de interrogación, o viceversa, aunque es preferible la utilización de ambos signos para apertura y cierre:

¡Cómo te has atrevido?
¿¡Cuántos millones dices que te han tocado!?

Tampoco conviene abusar de la doble o triple (máximo tres, nunca deben ponerse cuatro o más signos) interrogación o exclamación:

¡¡¡Al ladrón!!!




En el próximo post de ortografía continuaremos con los signos de interrogación y exclamación.



Utopía Crítica

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada