11 de marzo de 2013

El mensaje, Nicholas Sparks


Título: El mensaje (aunque tras la versión cinematográfica se volvió a editar con el título: Mensaje en una botella).
Autor: Nicholas Sparks.

Conmovedor, creo que es la palabra que mejor define este libro. Una historia dramática a más no poder. Un romance inesperado para los protagonistas, un amor a distancia.

Theresa es periodista y madre divorciada, en sus vacaciones corriendo sola por la playa encuentra una botella con una carta. Una carta de amor a una mujer llamada Catherine. Intrigada y conmovida por la sinceridad de las palabras del autor de la carta, Garrett, publica la carta en su columna por sugerencia de su jefa.

Cuando quiere darse cuenta ha conseguido reunir en total tres cartas, las otras dos aparecieron en la vida de dos personas años atrás. Ella lo llama curiosidad, pero era realmente na obsesión, se había enamorado del autor de las cartas. Theresa aun no ha superado la infidelidad de su marido, pero aun así inicia la búsqueda de Garrett.

Garrett es profesor de submarinismo y perdió a su mujer en un accidente. Siempre escribiendo cartas a Catherine, cartas al mar. Una relación perfecta, inimitable, imposible de superar... Hasta que ve por primera vez a Theresa.

La relación comienza sin que casi se den cuenta, sin que ella confiese que fue allí buscándole, sin decirle que ella ya le conocía, que había leído sus sentimientos más profundos y que además lso había publicado en un periódico.


"Querida Catherine,

(...) Cuando llego junto a ti me paro y te abrazo. Ése es el momento que más anhelo. Es lo que me mantiene vivo. Y cuando tú me abrazas, me entrego a ese momento, y vuelvo a encontrar la paz.

Levanto la mano y te acaricio la mejilla, y tú ladeas la cabeza y cierras los ojos. Mis manos son ásperas, y tu piel es suave, y me pregunto si te apartarás, pero no lo haces, claro. Nunca lo has hecho, y en momentos como ése sé cuál es el sentido de mi vida. 

Estoy aquí para amarte, para abrazarte, para protegerte. Estoy aquí para aprender de ti y para recibir tu amor a cambio. Estoy aquí porque no hay otro sitio donde estar. 

(...) Y te miro con el corazón desgarrado mientras tú te esfumas lentamente. Me esfuerzo por recordar cada instante de ese momento, por recordarte. Pero pronto, siempre demasiado pronto, tu imagen desaparece y la niebla retrocede hacia la lejanía y yo me quedo solo en el rompeolas, y no me importa lo que puedan pensar los demás cuando agacho la cabeza y lloro, lloro, lloro.

Garrett."


Está claro que no a todo el mundo le gustan los libros románticos y que a muchos les parecerá surrealista o empalagoso, pero para eso están estas historias... para pensar que todo tipo de amor es posible, que da igual la distancia, el pasado y las circunstancias, que a veces solo importa un sentimiento.

Supongo que también me ha gustado la idea de las cartas. El hecho mismo de coger un bolígrafo y empezar a escribir con el corazón es lo importante, lo bonito.

Ojalá en la orilla de cada uno de nosotros hubiera una carta en una botella de cristal.




VERSIÓN CINEMATOGRÁFICA

Creo que para todo aquel que haya leído el libro, la película falla claramente en la elección de los actores. Theresa debería ser morena... y mejor no hablo de Garrett... ¿Kevin Costner? ¿En serio? Hasta una patata cocida se parecería más al Garrett que se describe en el libro.

Pero bueno, salvo por esa cagada absoluta, la película no está mal. Mucho más recomendable el libro, como casi siempre.



Utopía Crítica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada